La historia de Roberto sobre su afección neurológica

ene. 30, 2020

Las habilidades prodigiosas de un cirujano, tanto dentro como fuera del quirófano, salvaron su vida

Roberto Pérezpaciente del Centro de Rehabilitación para Pacientes Ambulatorios

Roberto's Patient Story Roberto Pérez se encontraba aparentemente en buen estado de salud cuando sufrió un hematoma subdural que requirió cirugía de urgencia.

Le dijeron que solo le quedaban 12 horas de vida si no se sometía a la cirugía; Roberto y su esposa necesitaban desesperadamente la orientación experta de personas en las que pudieran confiar.

Un neurocirujano del Coral Gables Hospital les ayudó a tomar las decisiones correctas con respecto a un asunto tan urgente.

"Estoy muy impresionado con este hospital", dice. "Hicieron lo correcto".

Roberto regresó al Coral Gables Hospital unos años más tarde cuando tuvo dificultades para caminar debido a un bloqueo arterial.

"Tuve un terapeuta durante una hora guiándome en cada ejercicio", dice. "Eso es único. Nunca había tenido ese tipo de trato personalizado".

Ahora que Roberto ha mejorado, está ampliando sus actividades de terapia para incluir movimientos más avanzados. Un terapeuta del Coral Gables está a su lado en cada paso del camino.